12 de noviembre de 2008

Para entrenadores que quieren poner el autobús en el campo

Bajo el epígrafe "Chapuzas gallegas" surgen imágenes que arrastran un comentario, por peculiares o curiosas... Esta es obvia, una marquesina de bus urbano que hace las veces de grada cubierta en el campo del modesto Sigrás de Cambre.

El C.D. Sigrás milita en tercera regional y es el equipo más representativo de la parroquia homónima perteneciente al concello de Cambre. En su campo, que ha vivido y aún vive muchas tardes de fútbol modesto, los aficionados solo tienen dos sitios para ponerse a cubierto cuando llueve de forma copiosa: el ambigú, situado detrás de una de las porterías, y una singular tribuna colocada a la altura de la línea divisoria, una marquesina.

Se trata de una instalación reciclada, que antaño sirvió de refugio a transeuntes en las calles de A Coruña y aún muestra, orgullosa, el escudo de la ciudad herculina aunque ahora trabaje fuera del término municipal.

Su colocación es, sin duda, un acierto. No solo resulta útil para los aficionados, sino que también puede servir como coartada para aquellos entrenadores que no conciben el fútbol de manera defensivo y prefieren, en vez de once jugadores, un buen autobús.

Fuente: La Voz de Galicia/César Rodríguez

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios busurbanos...: