23 de septiembre de 2011

La subsistencia futura del tranvía turístico. ¿Es realmente el estado de las vías la amenaza?

Despacito en esta "Semana de la Movilidad" que va acabando, pues hay varios frentes abiertos y queremos tocarlos todos, con calma. Con lo cual las noticias de actualidad y otras algo atrasadas -a recuperar-  irán encontrando hueco todas en el blog busurbano.

Vamos primero a por el tranvía. No, no es una amenaza, como algunos piensan que alguien haya proferido, vistas las circunstancias que rodean a este símbolo del transporte público universal... ;-) La Opinión de A Coruña trae novedades, justamente dos meses y medio y un día después del inicio de este capítulo, que encabezan declaraciones de Julio Flores, concejal de movilidad, "alentadorísimas":

"El estado del trazado es peor de lo que imaginábamos". El concejal de Movilidad, Julio Flores, anuncia que, pese a no estar finalizado, el estudio de las vías del tranvía pone de manifiesto que el tramo entre el castillo de San Antón y la Torre de Hércules está "seriamente afectado", en su conjunto. La empresa encargada de realizar el análisis -la misma que se encarga del informe sobre el metro ligero- entregará el documento en quince días, pero las expectativas no son buenas. Los técnicos comprobaron que existe una rotura en el apartadero a la altura del edificio de Hacienda -donde se produjo el descarrilamiento el 2 de julio que provocó la decisión del Gobierno local de suspender el servicio- y que hay otro punto conflictivo en otro de los tramos, pero desde la zona del hospital Abente y Lago y hasta el faro romano el deterioro es completo, según los profesionales.

Flores aseguró que la situación es más grave de lo que pensaban antes de realizar el estudio y denunció que el anterior Ejecutivo municipal "era consciente" de estas deficiencias. "Lo sabía desde hace muchos años", reprochó, tal como había hecho en julio cuando decidió paralizar el tranvía y acusó a PSOE y BNG de poner en peligro tanto a los usuarios como a los conductores de los vehículos y a los coches que circulan cerca de las vías por no arreglar la rotura detectada hace años frente a las oficinas de Hacienda.

El también portavoz del Gobierno local no descarta que se pueda asumir el coste de las reparaciones y que el tranvía vuelva a circular por la costa coruñesa, pero por ahora evita realizar pronósticos. "En base al estudio estableceremos un abanico de posibilidades", expuso, y consideró que lo que se debe hacer ahora es esperar por el análisis "exhaustivo" del trazado y las razones del accidente hace dos meses. El documento incluirá, apostilló Flores, una "valoración económica" de las posibles soluciones para los defectos que el equipo de expertos detecten, pero, por ahora, se desconoce qué inversión habría que realizar para poner a punto las vías. Al edil no sólo le importa saber cuánto tendrían que desembolsar las arcas municipales para arreglar el trazado, sino que alertó del coste de mantenimiento que podría suponer en años posteriores. "Vamos a pelear para que las cosas se hagan bien, para que haya determinadas garantías de seguridad", defendió Flores.
(...)
En lo tocante a la Policía Local, anunció la elaboración de un estudio sobre la distribución de las zonas de carga y descarga en toda la ciudad, así como de los aparcamientos reservados para, una vez finalizado, decidir su reorganización. También se ha puesto el acento en los últimos meses, dijo, en la retirada de vehículos abandonados de las calles.

3 comentarios:

  1. Só é unha excusa para eliminar o servizo, o outro sitio conflictivo xa sabemos que é na ponte que vai ao carón do oceanográfico, por que existe unha xunta de dilatación ao igual que existe enriba do polideportivo de San Amaro, pero xa se sabía.

    Claro que o deterioro é maior, como todo canto máis tempo esté sen usar máior será o seu deterioro.

    Que o digan claro imos quitar o servizo de tranvías, e punto.

    É como o do carril-bus, fan un anuncio que van retirar as "aletas de tiburón", pois vaia menudo notición, o verdadeiramente sorprendente sería que quitasen o carril bus e as deixasen postas.

    En fin que non fan nada e non fan máis que vender fume.

    ResponderEliminar
  2. Hombre, yo pienso que cuando un vehículo ferroviario descarrila a una velocidad menor a 20 km/h es un indicativo de que algo marcha mal.
    Lo que está claro es que para retomar el tranvía con las mismas pretensiones que el gobierno local anterior, es decir, para los turistas, dando pérdidas, y sin atender las necesidades reales de movilidad de los ciudadanos, es mejor terminar con él y dar por finalizado su servicio.

    ResponderEliminar
  3. Xa Isaac, o que pasa e que ningún conductor viu decarrilar o tranvía, e o equipo de mantemento da compañía de tranvías, dixo que non estaban en mal estado, senón que é unha zona de intercambiador e como en todos os intercambiadores son conflictivos e se ten que aminorar a velocidade. O que quere dicir que estan a mentir para eliminar un servizo, pois se é así que sexan valentes e o digan, pero que non mintan.

    Ti viches a nova do suposto descarrilamento nalgún xornal, pensas que si fose verdade non nos íamos enterar e non ía sair nalgún xornal. Minten, minten descaradamente e o peor de todos e que hai un feixe de palmeiros que se traga con patacas todas esas mentiras.

    ResponderEliminar

Comentarios busurbanos...: