8 de enero de 2011

Tarjeta Metropolitana Gate. Los inicios siempre son problemáticos, pero...

El 31 de diciembre de 2010, último día del año, ya era posible recoger en Novacaixagalicia las Tarjetas Metropolitanas de Transporte. Los horarios reducidos de las entidades ese día y los quehaceres que nos envolvían a todos por esas fechas no fomentaron ni la recogida ni la utilización del título del Plan de Transportes del área coruñesa.

Antes de continuar, os dejamos a mano el enlace a Caixa Galicia y a la web del Transporte Metropolitano de Galicia, con todo lo que necesitáis saber para expedir esta nueva Tarjeta.
El primer enlace es válido a día de hoy; cuando sea Novacaixagalicia...

En estos primeros días de vida, parece ser que esos primeros pasos de uso se han visto afectados por algún fallo informático en el programa, que ha provocado que los terminales hayan tenido dificultades para efectuar los cobros en los vehículos en determinadas rutas, a pesar de que la Xunta había anunciado su entrada en funcionamiento a partir del 1 de enero.

Por este motivo, muchos autobuses lucían carteles en los que se especificaba que solo se permitía el pago con los dos modelos actuales de tarjeta: la combinada, que permite pagar también en los buses urbanos de A Coruña, y la naranja, solo para líneas metropolitanas. La azul, el color del nuevo bono que integrará todos los servicios, era de momento, un pedazo de plástico inservible.

Parece ser que los conductores, ante un fallo en el proceso de pago de la Tarjeta, tenían “orden de empresa de no aceptar estas tarjetas, ya que con ellas la empresa no cobra el viaje. Así, el pasajero no tiene otra opción “que pagar la totalidad del billete renunciando al 45% de descuento al que tiene derecho si es que quiere hacer el viaje”, según el testimonio de una vecina/usuaria de Cambre.

Por ejemplo, en el viaje entre A Coruña y Cambre, la diferencia asciende a 58 céntimos, de los 0,72 euros que cuesta con tarjeta a los 1,30 que tiene que pagar el que no esté en posesión del bono metropolitano o no le funcione.
Las rutas que parten de Cambre no son las únicas que están tuvieron problemas. Otro residente en Oleiros señalaba que tampoco pudo utilizar la nueva tarjeta por motivos similares. Se negó inicialmente a pagar el billete -teniendo la tarjeta con la que le hacen el descuento- y al final fue desalojado del bus por la Policía.


Nota del blog busurbano:

Podemos comprender que se puedan producir fallos técnicos en el inicio de funcionamiento de un dispositivo tecnológico, pero independientemente de quien salga perdiendo dinero, ha de haber un procedimiento o protocolo adecuado a no hacer perder el dinero al que menos culpa tiene, que es el usuario.

Ello pasaría, según nuestra opinión, por la creación de unos justificantes de fallo de sistema que el usuario pueda presentar ante quien convenga, para recuperar la parte del importe que habría abonado de más, no teniendo por qué. Esto, de cara a que no le carguen a uno el coste íntegro de un servicio para el cual posee un título de transporte debidamente autorizado y vigente. Que se peleen los técnicos y las empresas, pero no puede ser que "pringue" siempre el usuario. Ojo, esto es perfectamente extrapolable a los casos que conocemos en los que falla la Tarjeta Millenium en el bus urbano de Coruña (recordamos circunstancias que rodearon a los Universitarios en los procesos de renovación de la tarjeta azul...).


Con un poco de confusión en cuanto al tema, la Xunta se pronuncia garantizando que los poseedores de la nueva tarjeta de transporte metropolitana podrán utilizarla ya en todas las líneas de autobús de la comarca. La Xunta instó a las compañías que operan el servicio a que informen a los conductores de que el nuevo título de transporte «xa é un método de pagamento válido». Parece que esta reacción se produce después de que algunas empresas diesen instrucción a sus empleados de no aceptar la tarjeta nueva e incluso colgaran carteles anunciando a los viajeros que no se permitía el pago con ella.

(¿Pero no quedamos en que se trataba de fallos en el sistema...? Seguro que nos hemos perdido algo...)

Así, se ha echado mano de "inspectores", que supervisan varias distintas líneas de autobús de la comarca, en concreto varios recorridos en el municipio de Cambre, en las que comprobaron que no se les ponía impedimento para utilizar la tarjeta. Con todo, desde alguna de las empresas implicadas señalan que la adaptación de irá haciendo durante todo el fin de semana, informando a todo el personal, para garantizar que el nuevo bono esté plenamente operativo el lunes.

En otras aceptan ya sin problemas el bono, como es el caso de Autos Vázquez, donde ayer señalaban que «nosotros la aceptamos desde el primer día» aunque reconocían que «hubo alguna empresa que ha tenido problemas» para adaptarse, aunque «los fallos son normales cuando se implanta un nuevo sistema».

También en la Compañía de Tranvías de A Coruña, que opera los autobuses urbanos, aseguraban que el sistema ya está plenamente operativo desde el pasado día 1, aunque por el momento son pocos los usuarios que hacen uso de la nueva tarjeta, escasamente implantada.

«Nos constan un total de trece usuarios de la tarjeta, que han pagado con ella 36 viajes», señalaba ayer Manuel Otero, jefe de servicio de la empresa, que apuntaba que los usuarios del servicio ya han podido beneficiarse de los transbordos gratuitos. Las nuevas canceladoras empiezan a lucir en sus buses urbanos de más reciente incorporación a la flota. Son válidas también, lógicamente, para las Tarjetas Millenium. Sin embargo, la falta de información en su web oficial es la que sigue brillando por su ausencia.

En cualquier caso, tanto el nuevo sistema tarifario zonal como la nueva regulación de los transbordos y del tiempo máximo permitido para estos no entrará en vigor hasta el próximo 24 de enero. Por ahora, los usuarios que utilicen la nueva tarjeta metropolitana seguirán acogido a las tarifas en vigor antes de su entrada en funcionamiento, que prevén una rebaja del 45% sobre el billete íntegro.

Algo que no nos parece de recibo, y que redunda en lo que comentamos más arriba, es que desde la Xunta subrayaron ayer que el Gobierno autonómico no asumirá los importes reclamados por los usuarios que presentaron hojas de reclamaciones ante las empresas que aún no aceptaban el nuevo bono de transporte, porque no se les han notificado «incidencias destacables» en el funcionamiento del mismo.


Por su parte, desde la entidad encargada de expedir las tarjetas, el responsable de estos medios de pago, Jorge Blanco, señalaba que la caja mantiene el calendario de implantación previsto antes de fin de año pese a las incidencias registradas en los últimos días en el servicio.

De esta forma, los mayores problemas se esperan a partir del lunes día 10 de enero, cuando la entidad empezará a enviar a los hogares de los usuarios las 25.000 nuevas tarjetas de transporte, toda vez que el compromiso de las empresas de transporte garantiza que ese día ya sean aceptadas en cualquier bus metropolitano.

Este proceso de implantación paulatina permitirá seguir utilizando temporalmente la tarjeta antigua, siempre que el usuario la conserve tras el cambio. Asimismo, se pide que se comunique cualquier incidencia a la Dirección Xeral de Mobilidade.

Blanco apunta que el proceso de envío se demorará unas cuatro semanas, porque el volumen de bonos a expedir impide reducir más los plazos. En cualquier caso, el nuevo título de transporte también se expide en las 18 oficinas de la red comercial de la caja que prestan el servicio de transporte metropolitano en la actualidad.

A ver si seguimos la actualidad, por cuanto interesa a los usuarios del bus urbano que quieren combinar itinerarios con el interurbano...

Fuente: La Voz de Galicia, El Ideal Gallego, Caixa Galicia,
Web de Transporte Metropolitrano de Galicia
Imágenes:
Transporte Metropolitrano de Galicia, Troleros&Buseros, blog busurbano

4 comentarios:

  1. Entonces, ¿hay algún motivo para no utilizar esta tarjeta en vez de la millenium?
    Se acepta en los buses urbanos, el viaje de 1 zona cuesta 71 céntimos, la obtención es más barata (2/4€ frente a los 8€ de la millenium) y más cómoda (decenas de caixagalicias frente a 3 sitios del ayuntamiento).

    ResponderEliminar
  2. Digamos que cada una es un producto distinto. Con la Millenium puedes pagar la ORA, adherirte al servicio BiciCoruña, o usarla en las bibliotecas...

    Salvando eso, tu reflexión parece interesante. Pero nos da la impresión de que son, en efecto, dos "públicos" objetivos distintos.

    Analizaremos...

    ResponderEliminar
  3. Y sin olvidarse que la millenium falla muchísimo. De esta nueva aún no hay precedentes

    ResponderEliminar
  4. Entendemos que te refieres al funcionamiento de la nueva tarjeta metropolitana en el bus urbano...

    Es buena señal, pues...

    ResponderEliminar

Comentarios busurbanos...: