18 de febrero de 2009

El Concello recibe propuestas vecinales para el cambio en las líneas de buses.

Vecinos de varios barrios de la ciudad rechazan los cambios que la Concejalía de Transportes y la empresa de Tranvías han realizado sobre el trazado de las líneas de los autobuses urbanos. La recién nombrada edil socialista Yoya Neira dedicó su primera jornada de trabajo a escuchar algunas de las quejas de los afectados por esta reordenación. Neira aseguró, en su jura como concejal, que escucharía a todos los vecinos. Algunos ya han preparado las alternativas que le van a presentar: "Si no se puede mejorar, que siga como estaba"

Los portavoces de las asociaciones de Monelos y de Os Mariñeiros se reunieron ayer con la recién nombrada concejal de Tráfico, Yoya Neira, para presentarle sus quejas y alternativas a la reestructuración de las líneas de autobuses urbanos, realizada hace dos meses en la ciudad.

"Fue una primera toma de contacto, en la que le pedimos que, ya que ha desaparecido el 12 A, que era el que nos llevaba directamente al hospital, que alargue la ruta del 15 y que, en lugar de dar la vuelta en la estación de trenes de San Cristóbal, que baje por la ronda de Outeiro hasta Manuel Murguía y que dé la vuelta en la rotonda del pavo", resume el presidente de la asociación de vecinos de Os Mariñeiros, Enrique Valcárcel, que no duda en resaltar que la edil estuvo "muy receptiva" durante la reunión. Aseguró que estudiará "si es o no factible ese cambio", recalca Valcárcel, que se conforma con que la línea 15, en caso de que se ampliase, "tardase lo mismo que la 12 A".

Los vecinos de Novo Mesoiro, que no fueron invitados todavía a encontrarse con la concejal de Transportes, exigen que la edil les reciba "con carácter urgente", ya que quieren solicitarle que "vuelva a circular la línea 21, pero llegando hasta la plaza de Pontevedra y con los buses suficientes para cumplir la frecuencia de 20 minutos".

La conexión con el Complexo Hospitalario Universitario A Coruña (CHAUC) es la que más críticas ha suscitado en los barrios que se han quedado sin una línea directa y la petición más repetida por los vecinos que, durante estos días, se reunirán con la recién nombrada edil socialista. "Nos dijo Nogueira [el ex concejal de Transportes] que comprobarían durante 15 días si los cambios eran efectivos, pero para nosotros no lo son; nos han perjudicado", asegura la presidenta de la asociación de O Ventorrillo, Rosa Barreiro, quien recuerda que, en la entidad que dirige, hay multitud de quejas; no sólo de trabajadores del Universitario, sino de personas mayores que "no pueden hacer transbordos y pierden mucho tiempo" cada vez que se quieren acercar a As Xubias.

"A nosotros ni nos llamó, ni nos remitió el informe de viabilidad de las líneas y eso que ya habíamos solicitado una reunión con el concejal anterior. Cada vez tenemos más quejas, así que, como el periodo de prueba no ha tenido un resultado positivo, lo mejor para nosotros sería que volviésemos a la situación anterior, pero con un sistema de transbordos que funcione", soluciona el presidente de O Cruceiro, Francisco José Mourelo.

Los vecinos de Os Rosales esperan que llegue su turno, pero lo tienen claro, se quejarán de que las líneas de su barrio no llegan ni al Materno ni a Matogrande, algo que no van a tolerar y por lo que se concentrarán el sábado en Cuatro Vientos.

Fuente: La opinión de A Coruña

1 comentario:

  1. Eu os propoño que ese informe que colgachedes na web, e do que me enviachedes unha copia. Sobre como reestructurar as liñas de bus. O imprimisedes e lle derades unha copia a nova Concelleira.

    ResponderEliminar

Aquí tienes tu espacio para comentarios busurbanos...: